Buscar en la Web

Carro de Compra

 x 
Carro vacío

Acceso Usuarios

Editorial Adeshoras

adeshorasdh Estupenda entrevista de Jaime Vicente Echagüe a @esthergines para @larazon_es. Muchas gracias.… https://t.co/E64ftBu1kR
8hreplyretweetfavorite
adeshorasdh Interesante charla de Javier Velasco y @esthergines sobre la novela 'En la noche de los cuerpos'. @Todoliteratura.… https://t.co/NKBeOxfzaY
adeshorasdh RT @GemaNieto81: Re-obsesionada con Frankenstein y las cunas de los monstruos gracias a la editorial @adeshorasdh 😈👻 https://t.co/PkqxjO774P

Nada más necesito, nuevo poemario de Karlos Linazasoro

Os hacemos un avance del nuevo título que acabamos de enviar a la imprenta. Se trata de un poemario del autor tolosano Karlos Linazasoro, Nada más necesito, ilustrado por la artista madrileña Raquel F. Sáez. 

Dividido en cinco cuadernos, Nada más necesito reúne más de un centenar de poemas en los que la naturaleza, el amor y el paso del tiempo son los ejes centrales. Un poemario en el que se condensa la poética de este poeta y escritor tolosano y que además fue premiado en 2012 con el Premio Xabier Lete de Poesía en Euskera 2012. 

Karlos Linazasoro es licenciado en Filología vasca y ha publicado más de cincuenta libros, entre literatura infantil y juvenil y para adultos. Varios de sus trabajos están traducidos al español, entre otros, Llueve siempre y no es en vano (2016), Nunca mejor dicho (2015), Lo que no está escrito: apuntes (2006-2008) (2010) y Ménsula que el cielo sostiene (2005).

Muy pronto tendremos este poemario en nuestra web y en librerías. De momento os adelantamos un poema y la bella portada obra de Raquel F. Sáez. 

 

 

 

Hojas sucias al borde del camino.

Agoniza la nieve azul.

El llanto del traidor viento sur.

El nombre cansado que esculpe la tarde.

El poema infinito que escribe el trote de las yeguas.

El sexo ensangrentado de los olmos del sendero.

La presencia callada de las bestias dormidas.

Charcos estrellados en las nubes.

La nostalgia agrietada del muro de la ermita.

El vino que ofrece la hiedra roja.

La muerte que el invierno asesina con saña.

Y yo, como un náufrago asustado,

me pregunto cuándo llegaréis.